RICHARD RAMIREZ, The Night Stalker (El merodeador nocturno)

«Cuando Richard Ramírez fue detenido el 25 de agosto de 1985, una extraña historia que implicaba el satanismo y la adoración del culto comenzó a surgir». The History Channel

                    image

El pistoletazo de salida de la carrera criminal de Richard Ramírez se produjo el 28 de junio de 1984 cuando, después de haber estado consumiendo cocaína, salió de su casa completamente drogado, puso en el coche su canción favorita y se detuvo frente a una casa de la calle Glassell Park en la que entró por la ventana. Allí vivía Jennie Vincow, de 79 años de edad, y que se encontraba durmiendo en la cama. Ramírez la apuñaló repetidas veces y le cortó la garganta tan profundamente que casi quedó decapitada. Luego, Ramírez saqueó la vivienda y agredió sexualmente el cadáver de la anciana.

El 17 de marzo de 1985, Richard Ramírez atacó a María Hernández, de 22 años de edad. Él le disparó antes de que ésta entrara en su casa. Dentro estaba Dayle Okazaki, de 34 años, a quien Ramírez disparó y mató inmediatamente. Hernández sobrevivió. La bala había rebotado en las llaves que tenía en sus manos y que levantó para protegerse. Una hora después de matar a Okazaki, Ramírez volvió a actuar en Monterey Park. Asaltó a Tsai-Lian Yu (30 años) y la sacó de su coche en medio de la carretera. Le disparó varias veces y huyó. Un policía la encontró cuando aún respiraba, pero murió antes de que llegara la ambulancia.

El 27 de marzo de ese mismo año, mató a Zazarra Vincent, de 64 años, y a su esposa Maxine, de 44, a quien disparó en la cabeza y luego torturó. A pesar del disparo, ella aún siguió viva y, mientras agonizaba, Ramírez la desnudó, la colocó en la cama y la violó. Luego fue a buscar un cuchillo a la cocina, regresó donde estaba la mujer y la apuñaló varias veces en el cuello, el abdomen, las ingles, los pechos, la vagina y la cara. Intentó también cortarle un pecho, pero no lo consiguió. Posteriormente le vació las cuencas sacándole los ojos. Tras esa insoportable agonía, Maxine «por fin» murió. Ramírez la dejó desnuda, boca arriba sobre la cama y dejó escrito con sangre en una pared su sobrenombre: Night Stalker (El Merodeador Nocturno). Los cuerpos fueron hallados por el hijo del matrimonio y la autopsia finalmente determinó que las mutilaciones habían sido post mortem. Aquí, Ramírez dejó huellas en las macetas y la policía las fotografió y las difundió; pero ésta prácticamente era la única prueba que la policía tenía en ese momento. Por otra parte, las balas encontradas en la escena se correspondían con las encontradas en los ataques anteriores, por lo que se determinó que un asesino serial andaba suelto.

El mes de abril pasó sin «muertes» (aunque sí hubo algún ataque), pero dos meses después de matar a la pareja Zazzara, Ramírez agredió a una pareja china: Harold Wu, de 66 años, quien recibió un disparo en la cabeza, y su esposa Jean Wu, de 63, que fue golpeada, atada y luego violada furiosamente. Sin embargo, por razones desconocidas, Ramírez decidió dejarla vivir. Los ataques de Night Stalker se encontraban ahora en pleno rendimiento, pero dejó tras de sí más pistas sobre su identidad y los supervivientes a sus agresiones pudieron proporcionar a la policía la descripción de un hombre alto, hispano, con los dientes algo separados y podridos, y con el pelo largo y oscuro.

El 29 de mayo de 1985, Ramírez entró en la casa de las ancianas Malvia Keller, de 83 años, y  su hermana discapacitada Blanche Wolfe, de 80, y las atacó con un martillo. Ramírez trató de violar a Keller, pero fracasó. Con Wolfe «tuvo más suerte». Luego, usando un pintalabios, dibujó una estrella de cinco puntas en el muslo de Keller y en la pared del dormitorio. Las hermanas fueron encontradas 2 días después en su casa, ambas con vida. Sin embargo, Keller murió, pero Wolf, por su parte, sobrevivió.

Al día siguiente, 30 de mayo, Ruth Wilson, de 41 años, fue inmovilizada, violada y sodomizada por Ramírez, mientras su hijo de 12 años estaba encerrado en un armario. Ramírez hirió a Wilson una vez, pero la dejó con vida y, antes de irse, la ató junto a su hijo y se fue. Gracias a eso, se pudo realizar el primer retrato robot.image

En junio y julio, tres mujeres más fueron atacadas en sus domicilios. Dos de ellas degolladas y una golpeada hasta la muerte. El 5 de julio Whitney Bennett, de 16 años, sobrevivió tras ser golpeada con una barra de hierro (necesitó 478 puntos de sutura); el 7 de julio Linda Fortuna, de 63 años, fue atacada y Ramírez intentó violarla, pero fracasó. El 20 de julio, de nuevo actuó dos veces: disparó y mató a un hombre de 32 años, Chitat Assawahem, y, a su esposa Sakima, de 29, la golpeó y la vejó obligándola a realizarle sexo oral (el hijo de ambos, de 8 años, también fue violado). Más tarde, ese mismo día, Maxson Kneiding, de 66 años, y su esposa Lela, también de 66, fueron asesinados y mutilados.

El 6 de agosto, Ramírez disparó a Chistopher y Virgina Petersen, de 38  y 27 años respectivamente, en la cabeza. Ambos lucharon por sus vidas y, milagrosamente, sobrevivieron, aunque la esposa quedó muda, ciega de un ojo y con terribles cicatrices.

El 8 de agosto, Elyas Abowath, de 35 años, recibió un disparo en la cabeza mientras dormía y Ramírez obligó a Sakina, la esposa de 29 años, a que se dejara hacer sexo oral por él. Después la violó analmente y la forzó a practicarle sexo oral a él. Se fue sin matarla.

Después de este ataque, Night Stalker salió de la zona de Los Angeles y, el 17 de agosto, disparó a muerte a un hombre de 66 años que vivía en San Francisco junto a su esposa, a quien también disparó y golpeó. La mujer sobrevivió a sus heridas y fue capaz de identificar a su agresor como “El merodeador nocturno” a partir de los retratos robots de la policía.

El 24 de agosto de 1985, Ramírez entró en otra vivienda a 50 millas al sur de Los Ángeles. Allí vivían Carns Bill, 29 años, y su prometida, Inez Erickson, de 27. Ramírez disparó a Carns en la cabeza y violó a Erickson. Le ató las muñecas y los tobillos con unas corbatas y le preguntó si sabía quién era él; la chica respondió que «sí, el Merodeador Nocturno», lo cual le satisfizo muchísimo. Luego él le exigió a la chica que jurara su amor por Satán, y ella murmurando lo hizo: Me encanta Satanás. Ramírez la arrastró otra vez por los cabellos, la puso frente a él y la obligó a practicarle sexo oral. Tras la felación, volvió a violarla y, al acabar, le apuntó con el arma. Ella chilló y cerró los ojos, pero lo «único» que hizo Ramírez fue reírse de ella, guardar la pistola e irse. Sus huellas dactilares quedaron por todas partes.

Pero un adolescente que estaba trabajando en su motocicleta en el garaje de sus padres, vio el automóvil Toyota color naranja del asesino circulando por su vecindario. Le pareció sospechoso y anotó el número de matrícula. A la mañana siguiente, llamó a la policía alertándolos sobre el automóvil. Con el número de matrícula, la policía pudo determinar que el vehículo había sido robado en Chinatown, Los Ángeles, mientras el propietario cenaba en un restaurante. Se puso un aviso sobre el coche y dos días más tarde lo localizaron estacionado fuera de un McDonald’s. El coche estuvo bajo vigilancia casi 24 horas, esperando a que el ladrón regresara. Pero no hubo suerte. No obstante, un equipo forense revisó el vehículo y encontró huellas dactilares que se analizaron y dieron sus frutos: pertenecían a un tal Richard Ramírez Muñoz, que fue descrito como un vagabundo de 25 años de edad, de Texas, con un largo historial delictivo que incluía numerosas detenciones por tráfico de drogas y violaciones.

                                image

El rostro de Richard Ramírez fue difundido en la televisión nacional y se convirtió en la portada de todos los periódicos importantes de California. Al día siguiente a estos hechos, Ramírez fue identificado, rodeado y golpeado brutalmente por una multitud furiosa en el este de Los Ángeles cuando intentaba robar de nuevo un coche. La policía tuvo que disolver a la multitud para evitar que lo matasen.

Tras su detención, Ramírez fue acusado de catorce homicidios y otros treinta y un delitos graves. La selección del jurado para el caso se inició el 22 de julio de 1988.

Durante el juicio, Night Stalker coqueteó con todas las mujeres presentes, quienes sorprendentemente le devolvían siempre la sonrisa. También soltaba frases despectivas hacia los testigos, el Jurado o el Juez. Le encantaba que le fotografiaran y siempre posaba para los medios. Un día incluso mostró a los presentes un pentagrama que se había marcado en la palma de la mano izquierda. Su frase de despedida siempre era ¡Viva Satán!

                  image

image

El 20 de septiembre de 1989, Ramírez fue declarado culpable de trece cargos de asesinato, cinco intentos de asesinato, once agresiones sexuales y catorce robos.

El 7 de noviembre fue condenado a muerte; sería ejecutado en la cámara de gas. Su reacción…: Gran cosa. La muerte forma parte de mi territorio. ¡Los veré en Disneylandia!


MUERTO el 7 de junio de 2013 en la cárcel por causas naturales (debido a un fallo hepático).

 

image

 (La canción favorita de Richard Ramírez)

Más información en:

http://escritoconsangre1.blogspot.com.es/2009/07/richard-ramirez-merodeador-nocturno.html

http://murderpedia.org/male.R/r/ramirez-richard.htm

  1. cabaretcrimes ha publicado esto